Castilla y Vílchez, bazas del Bicicletas Rodríguez-Extremadura

La presencia jienense en la Vuelta a Ávila, que se disputa este fin de semana, la completan el tosiriano David Delgado y el torrecampeño Cristóbal Moral.

Varias citas competitivas de primer nivel a la vista para la escuadra extremeña (Foto: Bicicletas Rodríguez-Extremadura).

En un agosto cargado de competición en su primera quincena, y con un equipo que lleva trabajando las últimas semanas en estas citas, la primera parada para el Bicicletas Rodríguez-Extremadura será la Vuelta a Ávila.

Dos jornadas de ciclismo, especialmente duras, esperan a los corredores, que afrontarán una primera etapa mañana sábado día 3, de 137 kilómetros entre Navalacruz y Navarrevisca con las ascensiones a El Pico (2ª categoría), El Arenal Alto de la Centenera (3ª categoría), Pedro Bernardo (1ª categoría) y Serranillos (1ª categoría), decisiva por encontrarse a solo 10 kilómetros de meta. La bajada de este último puerto puede ser definitoria también.

La segunda de 119 kilómetros une la localidad de El Tiemblo con Ávila, aunque antes deberán superarse tanto el Alto de la Panamera (1ª categoría), como las dos subidas a Riofrio, una ascensión de 6 kilómetros bastante constante, la última de ellas en el kilómetro 92,2.

Para poder ser protagonistas en las dos etapas, el Bicicletas Rodríguez-Extremadura contará en la línea de salida con los escaladores Manu Castilla y Mario Vílchez, acompañados por Juan Gutiérrez, Claudio Clavijo y Sergio Jiménez, adémas de dos júnior: el tosiriano David Delgado y el torrecampeño Cristóbal Moral.

Todos ellos tendrán que esforzarse al máximo en las dos duras etapas que les esperan compitiendo contra el resto de equipos participantes, que seguro alinearan a sus mejores corredores sobre todo elites por la dureza y el perfil de las etapas. Todo el equipo tendrá la oportunidad de completar una buena actuación intentando conseguir la victoria en esta prueba, donde a priori los dos hombres fuertes del equipo deben de ser el jienense Manu Castilla y el quesadeño Mario Vílchez.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *