Con ganas de empezar a cumplir las expectativas

El torrecampeño Cristóbal Ángel Moral y el tosiriano David Delgado comienzan su tercera temporada en el Bicicletas Rodríguez Extremadura con la disputa de la XII Aiztondo Klasika, prueba inaugural de la Copa de España.

Norberto Velázquez, David Delgado, Cristóbal Ángel Moral y Norberto Velázquez, en la concentración del Bicicletas Rodríguez Extremadura a finales del mes pasado.

El Bicicletas Rodríguez Extremadura comienza su temporada de competición 2021 este domingo, 14 de marzo, en la que será la primera prueba de la Copa de España Élite/Sub-23, la ‘XVII Aiztondo Klasika, Patxi Alkorta Memoriala’. La carrera dará comienzo a las 10:00 horas en la localidad de Asteasu y tendrá la meta en Zizurkil después de recorrer 146 kilómetros.

Es una prueba destinada para los mejores corredores del pelotón nacional, en la que el ganador será un ciclista completo y en forma, aunque con tantos intereses en juego y un recorrido tan selecto y duro habrá que estar atentos a las escapadas y estrategias de los distintos equipos. La carrera, por su recorrido, se presta a ser una carrera táctica y a la dureza del perfil se le añade esta variante que puede ser decisiva en las clasificaciones finales de los 25 equipos participantes, reuniendo un pelotón de 175 de los mejores corredores de la categoría élite y sub-23.

La escuadra extremeña está muy motivada en su debut esta temporada y espera estar con los mejores y conseguir una buena clasificación, aunque, como desde el propio equipo se reconoce, con la incógnita de ser la primera carrera del año. El Bicicletas Rodríguez Extremadura, que estará dirigido por Alfonso Rodríguez García, presentará una alineación formada por Alberto Álvarez, Ángel Casillas, Julian Madrigal y Tomas Viegas, y en la que destacan los ‘veteranos’ Claudio Clavijo, Cristobal Ángel Moral y David Delgado.

El torrecampeño Moral y el tosiriano Delgado regresan por fin a la competición tras participar a finales de octubre en la Vuelta Tajo Internacional. Junto al onubense (único élite en el equipo) están llamados a ser los referentes en lo que será su tercera campaña en la escuadra. Los tres están llamados a asumir responsabilidades y la Aiztondo Klasika será una buena oportunidad de empezar a demostrarlo.

El recorrido, como siempre en esta prueba por el valle de Aiztondo ,es de un perfil duro y selectivo. En sus 146 kilómetros hay que superar hasta docepasos puntuables de montaña. El más duro de todos ellos, Alkiza (de segunda categoría y situado en el kilómetro 63,3) endurecerá y hará una primera selección seria de la carrera. Antes, los corredores tendrán que pasar el Alto de Altzo en dos ocasiones, en los kilómetros 16,9 y 49,5 respectivamente, y el Alto de Larraitz (kilómetros 37,5), ambos de tercera categoría.  El Alto de Aduna, de tercera categoría, lo llegarán a subir los corredores supervivientes hasta en 6 ocasiones en los kilómetros 75,2, 89,5, 104, 118,5, 133 y en el 142,3, este último muy cerca de meta y probablemente definitivo en el resultado final de la prueba. El Alto de Zizurkil, de tercera categoría, también lo pasaran los ciclistas en el kilómetros 138,7, encadenando la carrera tres pasos de montaña en los últimos 13 kilómetros.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *